viernes, 1 de marzo de 2013

La indignación en Portugal

Como sabéis, tanto España como Portugal pertenecen al grupo de los PIGS, los parias de Europa, los que están más en la mierda. Así que en cuanto llegué, empecé a buscar rastros de indignación, de manifestaciones, de queja e general. Y no sólo los he encontrado, sino que puedo decir que son tan imaginativos y creativos como los españoles. Aquí os dejo un muestrario de los mejores carteles y pintadas que he encontrado:





"Te quiero, FMI". Esta pintada me robó completamente el corazón.





"El pueblo pagando y los bancos hinchándose". Fijaos en los globos que transportan a los banqueros.





"Que se joda la Troika, el pueblo es el que manda más". Estos carteles anuncian la manifestación del próximo 2 de marzo. O povo é quem mais ordena es una frase muy representativa de la revolución portuguesa, como veremos en la siguiente imagen.





"Grândola, villa corrupta", Grândola vila morena es la canción de la revolución que supuso el fin de la dictadura de Salazar en Portugal, y es llamativo que le hayan dado la vuelta, expresando así que la democracia por la que lucharon los capitanes de abril está hecha trizas. Aquí os la pongo para más información:






"Ni tasas ni Bolonia, la lucha es el camino"





"No a las tasas, la enseñanza es de todos"





"Pueden cortar flores, pero no pueden cortar la primavera". Esta es una manifestación antigua, pero me llama  mucho la atención el diseño del cartel.




"No aguantamos más el robo ni la agresión. ¡Nos indignamos! Rehusamos colaborar con la troika, con el FMI, con un gobierno que sólo sirve a los intereses de los que han pasado a pagar menos por trabajar, de los bancos y los banqueros, de la dictadura financiera de los mercados internacionales. Y nos resistimos.

Nos resistimos porque ésa es la única forma de mantener nuestra dignidad y nuestra vida. Nos resistimos porque sabemos que hay alternativas y porque sabemos que aquello que nos presentan como inevitable es en realidad inviable y, por tanto, inaceptable.

Nos resistimos porque creemos en la construcción de una sociedad más justa.

El día 2 de marzo llenaremos de nuevo las calles. Exigimos la dimisión del gobierno y que el pueblo decida sobre su vida. Unidos como nunca, diremos basta. Hacemos un llamamiento a todos los ciudadanos y ciudadanas, con y sin partido, con y sin empleo, con y sin esperanza, para que se unan a nosotros. Hacemos un llamamiento a todas las organizaciones políticas y militares, movimientos civiles, sindicatos, partidos, colectivos y grupos informales para que se unan a nosotros. Del norte al sur del país, en las islas, en el extranjero, ¡tomemos las calles! QUE SE JODA LA TROIKA EL PUEBLO ES EL QUE MANDA MÁS".

Como veis, no estamos solos.


1 comentario:

Anónimo dijo...

Que chulo Loscer! Disfruta de Oporto lo más que puedas!