sábado, 29 de enero de 2011

Predicador / Y, el último hombre

Os voy a hablar de Predicador, una colección de cómics que me ha llegado de manos del señor Darius, escrupuloso coleccionista con quien intercambio menos cómics de los que le gustaría. Tengo que reconocer que es una gran colección, muy divertida y a la vez emocionante y con mucha acción. La violencia es muy a menudo excesiva, y tendremos sangre y mutilaciones cada dos por tres, pero todo ello con mucha jovialidad.
La historia es cuanto menos peculiar: un ángel y un demonio tuvieron un hijo, que resultó ser una entidad tan poderosa como el mismo Dios, llamada Génesis. Génesis escapa del cielo en busca de un cuerpo físico que ocupar, y se encuentra con el reverendo Jesse Custer.

Al entrar en su cuerpo, le es otorgado el don de la Voz de Dios, con la que puede obligar a cualquiera a hacer lo que se le antoje. Jesse, que ahora sabe todo lo que sabe Génesis, decide ir a buscar a Dios para hacerle rendir cuentas, preguntarle por qué ha abandonado a la humanidad y ha huido del cielo. Sus compañeros en tamaña aventura serán Tulip, su ex novia pistolera,

y Cassidy, un curioso vampiro de aspecto similar a los de Pereza.

El pintoresco grupo será perseguido constantemente por el Santo de los Asesinos, un invencible vaquero inmortal que nunca falla el tiro. También tendrá bastante relevancia un imitador de Kurt Cobain que trató de suicidarse y falló, quedando con este aspecto y con un nuevo nombre, Caraculo:
En su viaje se encontrarán con todo tipo de personajes a cuál más fantástico: un alto cargo eclesiástico obeso hasta la caricatura, familias endogámicas, caníbales, un rico propietario del sur miembro del Ku Klux Klan, asesinos a sueldo, un policía sadomasoquista, una abogada neonazi… número tras número, Predicador se supera a sí mismo en lo extremo de sus personajes y situaciones. Los temas que se tratarán serán por supuesto la amistad y el amor entre el trío protagonista, y otros temas secundarios. A pesar de su premisa a primera vista religiosa, en ningún momento nos abruman con términos o simbología religiosa. Las películas de vaqueros son una fuente de inspiración clara, con sheriffs, lugares simbólicos y hasta John Wayne en persona.
El dibujo de Predicador, de Steve Dillon, tiene mucha calidad, pero termina por repetirse en la forma de los rostros. Mucho más interesantes resultan las portadas de Glenn Fabry, de una calidad casi fotográfica:
Hace ya algunos años que se lleva barajando la posibilidad de hacer una película de Predicador. Para muestra, un botón:
En resumidas cuentas, un comic muy interesante, muy agresivo y muy rápido, no demasiado extenso, muy imaginativo y adictivo.

El segundo cómic del que quería hablar también es cortesía del señor Darius:Y, el último hombre. En este caso se trata de una historia apocalíptica. Un buen día, sin motivo aparente, todos los hombres del mundo sufren un extraño y repentino ataque y mueren sin más. Todos menos uno: Yorick, que se encontraba en compañía de su mono Ampersand.
La historia principal gira en torno a qué ocurriría si ocurriera algo así: cómo reaccionarían los gobiernos y la gente. Y, por supuesto, cómo reaccionarían al ver que no todos los hombres estaban muertos. Algunas intentarían cepillares a Yorick, otras fanáticas intentarían matarlo, otras llevarlo a su país, otras utilizarlo para investigar… Tendríamos prostitutas que se vestirían de hombres y se caracterizarían como hombres para satisfacer las necesidades de las mujeres.
Finalmente Yorick encuentra a 355,
una agente especial que, junto con una doctora que investiga la clonación,
intentarán llevar a Yorick hasta el laboratorio de la doctora para intentar salvar a la raza humana, cruzando todo Estados Unidos. Yorick buscará a su novia Beth, que en el momento de la catástrofe se encontraba en Australia. Las principales antagonistas serán las mujeres de un comando israelí, lideradas por Alter, que por supuesto pretenden secuestrar a Yorick y llevarlo a su país. Mil y una aventuras son lo que nos podemos esperar, situaciones tensas y desesperación, pero no faltará el humor. Yorick irá cambiando a medida que avance la historia, endureciéndose y adquiriendo experiencia. Tendremos ciencia, relaciones familiares difíciles, temor frente al sexo, diferencias políticas y fanáticos religiosos.
También de esta serie se pretende hacer una película, y se habla de Shia LaBeouf como actor principal:
Si bien el final del cómic no termina de dar la talla, para una saga tan adictiva e intrigante, ello no desmerece a la historia en conjunto, y sin duda merece la pena. Dejaré para otro día la presentación de Fábulas y El mercenario.

4 comentarios:

Clarus dijo...

Por Dios, LaBeouf no... No da la talla como Yorick, yo lo siento mucho por él, pero no le pega nada el personaje. Además, ¡tiene que ser guapo! Veremos a ver pero no me tiene mucha pinta de irle el papel... Por cierto, deberían coger a Amedio para Ampersand que, al menos, ya anda entrenado y eso.

Ps. No te olvides de Herr Starr :P

Loscercarlos dijo...

Pobre Starr, la de cosas que le pasan.

Clarus dijo...

No es que no se lo tenga merecido pero, ciertamente, al final acaba siendo un poco patético el pobre, sí.

Darío dijo...

Debo decir que lo de escrupuloso coleccionista...Tengo los que tengo y no creo que empiece nada más que no sea muy autoconclusivo. Pretendo terminar el Y y el Transmetropolitan pero vamos, con paciencia.

Starr es de mis personajes favoritos. Todo lo que hace y le hacen tiene huellas en su personalidad y en sus acciones posteriores. Es el personaje que más evoluciona de todos.